El papel de la dama de honor

Hoy vamos a hablar de damas de honor, estas hermosas chicas que generalmente acompañan la novia en trajes elegantes el día de su boda.

Quizás no todos saben que la tradición de tener las damas de honor en su matrimonio nació del Antiguo Egipto, donde los espíritus malvados no miraban favorablemente a las novias y para asegurarse de que la novia no era reconocida, sus amigas vestían como ella para quitar estos espíritus.

Es costumbre que las damas de honor sean hasta un máximo de 8 o 12, en el caso de familias ricas.

Foto de: Irene’s Closet

La dama de honor, sin embargo, es solo una y tiene una tarea bien definida. A continuación, vemos a ver qué hacer y qué evitar:

COSAS QUE HACER

  • Utilizar los mismos colores que la paleta de boda;
  • Ser un apoyo emocional para la novia;
  • Ser el asistente personal de la novia que la acompañará en la elección del vestido, de la Iglesia, de las flores, de las participaciones;
  • Organizar la despedida de soltera;
  • Actuar como coordinador con otras damas;
  • Pasar con la novia la noche antes de la boda;
  • Controlar que el día de la boda esté todo bajo control;
  • Llevar un «kit de emergencia» el día de la boda;
  • Mantener los ramos y guantes de la novia;
  • Dar la bienvenida a los invitados;
  • Ayudar a la novia con su vestido el día de su boda;

 

PARA EVITAR

  • Mantener un perfil discreto para no abrumar a la novia;
  • No usar ropa blanca o negra;
  • No quejarse por el vestido que la novia ha elegido para ella;
  • No subestimar los detalles;

 

En la tradición italiana, las damas de honor si son niñas abren la procesión nupcial que precede a la novia, la siguen sosteniendo el tren, si son adultas.

Foto de: MatrimonioaBo

Foto de: Southern California Bride

¿Qué pasa si contratas una Wedding Planner? Bueno, que la dama de honor podrá disfrutar plenamente de la boda

Si te han escogido como dama de honor y quieres consejos sobre tu estilo, hagas clic aquí:

Dalila Azzurra Giordano

Para más informaciones, contacta conmigo:

Si te gustó este artículo, ¡compártelo!